dijous, 5 d’agost de 2010

El príncipe Felipe cae en el timo de los parches de titanio que equilibran la energía vital

ORIGEN: http://blogs.elcorreo.com/magonia/2010/8/5/el-principe-felipe-cae-el-timo-los-parches-titanio-que

05 Ago 2010

Felipe de Borbón ha caído en el timo de los parches de titanio que equilibran la energía vital. Tras la imagen del heredero de la Corona con uno en el cuello, es muy posible que estos nuevos amuletos se pongan de moda enfre quienes siempre están a la última tontería. La foto fue tomada ayer en Mallorca y ya se han hecho eco de la existencia del parchecitos los periodistas que controlan el ritmo de los pestañeos de los miembros de la Familia Real. "Para los profanos en la materia, se trata de un parche de titanio resistente al agua -la última tecnología en remedios orientales- que utilizan los deportistas profesionales para aliviar dolores musculares", dice Almudena Martínez Fornés en Abc. Y Mariángel Alcázar explica en La Vanguardia que se trata de "la versión moderna de los parches Sor Virginia en los que el tradicional ungüento, que tan buen resultado da, se sustituye por los superpoderes del titanio", y que son una aplicación práctica de un "método ideado por un científico japonés que se basa en la utilización del titanio para que actúe sobre las corrientes bioeléctricas del cuerpo. Los parches de titanio se han puesto de moda en EE UU tras ser utilizados por deportistas de élite. Sirven para mejorar el rendimiento físico, prevenir pequeñas lesiones y aliviar problemas musculares...". Vamos, que es el mismo timo de la Power Balance, pero en la variante de titanio, como queda claro tras una visita a la web de la compañía fabricante, la japonesa Phiten, cuyo logo se ve en el principesco parche.
La compañía fue fundada en 1983 por el quiropráctico llamado Yoshihiro Hirata -que de científico no tiene nada- y Phiten tiene como principal objetivo potenciar "el poder curativo natural del cuerpo. El poder de curación del cuerpo es posible gracias a un estado natural de equilibrio, que puede ser alterado por el estrés o la fatiga". Para corregir ese desequilibrio en la energía vital, comercializa, entre otros remedios mágicos, pulseras y parches con la tecnología Aqua-Titan, desarrollada por ellos y que consiste en disolver el titanio en agua. Que el titanio sea insoluble no arredra a estos caraduras, que explican en su web estadounidense que los científicos de Phiten han conseguido lo imposible mediante un proceso llamado Phild. La inexistente sustancia resultante se llama aqua-titanio y es la que confiere sus poderes a parches como el del príncipe Felipe, que desde 2004 se venden en Estados Unidos al precio de 10 dólares las 70 unidades.

"Los productos Phiten funcionan con el sistema de energía del cuerpo, ayudando a regular y equilibrar el flujo de energía en todo e cuerpo. Un equilibrio correcto de la energía contribuye a aliviar el malestar, acelerar la recuperación y contrarrestar la fatiga", dicen en su web. Como ni existen la energía vital ni la sustancia que Phiten dice haber inventado para actuar sobre ella, que esta firma se haya convertido, según su delegación española, en una "corporación internacional valorada en más de 250 millones de dólares y con presencia en los cinco continentes" demuestra que la estupidez no tiene fronteras.

1 comentari:

  1. precisamente hoy vi en las noticias al principe y decian ese comentario sobre el parche, yo no conocia ese parche y me hizo pensar si seria bueno pues al decir que era para el dolor muscular q produce el deporte en tensión pensé que quizás seria bueno y además comentaron que era económico, peor por lo que dices es un timo, así que a otra cosa mariposa.
    gracias por la info, yo soy pury, tengo FM desde hace 7 años y fatiga crónica y bueno lo llevo como puedo, pero mejor que peor, quizás lo peor que llevo es el estado anímico y eso me resta mucho, más que el dolor que cada vez lo controlo mejor.
    un abrazo

    ResponElimina

Sisplau, encara que ho accepti preferiria que els comentaris no estiguin fets per usuaris "Anònims". Poseu almenys el nom i lloc de procedència al cos del vostre comentari. Sinó no seran acceptats.